19/2/15

DORMIR EN MILÁN (muy low cost)

Cuando haces un viaje y quieres gastar literalmente 'lo mínimo' tienes varias opciones: 1º dormir debajo de un puente, 2º alquilar una habitación, 3º irte a un hostal... pero si tienes en cuenta que quieres estar bien situad@ (para ahorrarte costes en transporte público etc), eso de 'lo mínimo' ya no es tan poco.

MI PUNTUACIÓN:  ★★

5/2/15

Milán día 3: cambiamos la ciudad por montaña

Nos levantamos corriendo porque se nos hacía tarde!! teníamos que ir a recoger a los chicos del avión a su piso y de paso dejar allí nuestras maletas (porque ya habíamos dejado el albergue), después coger un metro en dirección a la estación de tren, después coger un tren hasta la ciudad de Como que tardaba una hora! y luego subir a un barco que tardaba media hora más!

Se me ha olvidado decir dónde íbamos... Hoy era el día de la excursión y decidimos pasarlo nada más y nada menos que en Bellagio!! (Nada de hotel de Las Vegas; Bellagio original!)

Todo pasó muy rápido. Amaneció un día muy soleado (perfecto porque allí siempre hay niebla). Nos fuimos a toda prisa a recoger a los chicos del avión a su piso y cogimos un metro hasta la estación. Al bajar del metro hicimos una carrera: quien antes llegara a la estación de tren ganaba y sacaba los billetes del resto para que subieran directamente. Eso hicimos. Por 2 o 3 minutos no perdimos el tren - y por tanto la mañana, y pusimos rumbo al lago de Como!!


4/2/15

Milán día 2: conociendo la ciudad y haciendo amigos

Era nuestro segundo y último día para disfrutar de Milán porque al día siguiente íbamos a hacer una excursión; y es que a Milán no se necesita dedicarle mucho más tiempo.

Nos levantamos a las 8 para aprovechar el día: por la mañana tocaba parque Sempione y Castello Sforzesco. Bajamos a desayunar en el albergue y salimos a la calle. Amaneció con mucho frío, niebla y nubes pero igualmente teníamos que aprovechar el día. A primera hora estábamos paseando por los jardines de Sempione, entre tanta niebla. Menos mal que poco a poco el día fue mejorando y al final salió el sol. Pasamos la mañana visitando cada rincón de los jardines que eran bien bonitos y para terminar vimos el Castello Sforzesco por fuera. En el siglo XIV sirvió como fortaleza y actualmente en su interior alberga gran cantidad de museos (Egipcio, arte antiguo, prehistoria, instrumentos musicales etc.) pero no perdimos el tiempo en ver ninguno de esos museos.

1/2/15

Milán día 1: en busca de la Última Cena de Leonardo Da Vinci

¿Por dónde me quedé? Ya habíamos llegado a Milán y encontrado nuestro albergue. Por ahora Milán nos pareció una ciudad enorme, con mucho movimiento claro, pero no destacable por nada. Habría que esperar a verla mejor.
Pusimos rumbo en metro a Santa María delle Grazie para ver La última cena de Leonardo Da Vincci. Al salir de la estación la ciudad seguía siendo igual de 'normal'.