16/11/15

Qué hacer en Granada


Hablar de la ciudad española que más me gusta, a la que nos escapamos cada año y la que fue mi hogar durante un año (en el 2011, que se dice pronto) se me ha resistido bastante. No sé exactamente el motivo. Tal vez sea el respeto que le tengo a hablar de una ciudad que conquistó un trocito de mi corazón para siempre.

La ciudad de Granada nos hace retroceder más de cinco siglos en el tiempo hasta el reino Nazarí y reconquista de los Reyes Católicos. Perderse por sus callejuelas laberínticas del medievo es una de las mejores formas de conocer esta ciudad de fuentes y rasgos árabes, pues la Alhambra es tan solo uno de los motivos que hacen que una escapada a ésta ciudad merezca la pena. 

Granada es también una ciudad alternativa y bohemia donde las culturas se mezclan y la vida se hace en la calle. Ni el duro frío de invierno ni el excesivo calor de verano impiden a sus casi 100.000 estudiantes disfrutar del buen tapeo, la fiesta, el arte y la música callejera. Su ambiente hippie, joven y universitario son algunos de los motivos que hacen que la ciudad esté siempre despierta y activa y sea capaz de acoger a cualquier persona venga de donde venga.




1. El mirador de San Nicolás, la recompensa dulce tras un encantador y cansado paseo por el Albaicín. Desde allí tendrás unas de las mejores vistas de la ciudad y por supuesto, de la Alhambra. Aunque el barrio tiene cantidad de lugares similares, éste es el más conocido y su ambiente turístico y bohemio a la vez es inmejorable.

2. El barrio del Albaicín es el barrio más popular de la ciudad; un laberinto de callejuelas antiguas y estrechas que trepan colina arriba. Si te pierdes en él retrocederás siglos de historia, descubrirás los rincones más pintorescos de la ciudad o incluso pequeños miradores secretos con unas vistas privilegiadas a la Alhambra.

3. La Alhambra es la atracción estrella de la ciudad y tal vez la que le ha dado vida a Granada. No te pierdas sus jardines y sus vistas al barrio del Albaicín que son de película. Si estos motivos no son suficientes para visitarla, debes saber entonces que es considerada como la octava maravilla del mundo. Qué, a que ya lo tienes claro?

4. El Paseo de los Tristes, uno de mis lugares favoritos. Tras un agradable paseo por la acera del Darro bordeando el río, llegas a éste lugar situado a los pies de la Alhambra. Es un lugar tranquilo, a menudo frecuentado por artistas y músicos callejeros que le dan un encanto único al lugar. Éste sitio se vuelve mágico cada tarde. 

5. El barrio del Sacromonte y sus famosas casas-cueva es uno de los lugares más recomendables para asistir a un espectáculo con cena en un tablao flamenco, pues es el barrio gitano de la ciudad. Es tan auténtico como el Albaicín y mucho menos turístico, por lo que se conserva intacto.

Fotos de My Wave Pictures,  Mike K y  Guillermo Boscá

6. El tapeo por la calle Elvira no debe faltar en un viaje a Granada. Es una callecita muy céntrica junto al barrio del Albaicín llena de barecillos donde tapear bueno-bonito-barato. Aunque Granada está llena de lugares donde tapear y todos con muy buen ambiente, ésta es la calle más popular, céntrica y con un ambiente joven.

7. La Plaza Bib-Rambla se encuentra en pleno centro peatonal. Es la plaza más acogedora de Granada, rodeada de barecitos donde tapear, terrazas y tiendas. Un lugar perfecto donde hacer una pausa para recargar las pilas con buen café calentito y ver el ir y venir de la gente mientras pasa el tiempo.

8. La Alcaicería junto con Caldererería Nueva son tal vez los lugares mas mágicos de la ciudad. Porque Granada también es una ciudad genial para hacer compras de lo más hippies. La Alcaicería es un laberinto de callejones y colores donde las tiendas están una tras otra con productos de artesanía, pieles, bisutería, tés... aquí puedes encontrar de todo.

9. No te pierdas la calle Pedro Antonio de Alarcón si lo que realmente pide tu cuerpo es marcha. Aquí encontrarás bares y garitos con buena música, uno tras otro, llenísimo de gente y con bebida bien barata. Sin embargo éstos pubs cierran a las 3 - 3:30 h, por tanto de aquí tendrás que pasar ya a las discotecas y éstas ya son de pago.

10. Puedes relajarte de tu largas pateadas en cualquiera de las teterías de la calle Elvira o Calderería Nueva. Ésta calle es de las más típicas de Granada, ya verás, te va a encantar. No hay nada como un té con leche bien calentito y unos postres árabes en una de las acogedoras teterías que invaden el centro de Granada en una tarde de fría de invierno.

Fotos de Inma, Antonio Martín y  drklee


11. La Plaza del Triunfo tiene una enorme fuente que por las noches se ilumina de colores y da un encanto especial. En primavera sus pequeños jardines se llenan por las tardes de gente joven que sale a tomar el sol o hacer picnics para merendar.

12. Sin salir del caso antiguo y paseando por el centro te encontrarás con su majestuosa Catedral y su gran fachada de estilo barroco. Podrás contemplarla si la consigues rodear esquivando a las gitanas que te meten las ramijas de romero a presión. Aunque por fuera es espectacular, me decepcionó un poco por dentro.

13. La Cartuja fue nuestro último descubrimiento en la ciudad y es que desde fuera su fachada renacentista pasa totalmente desapercibida, sin embargo su interior recargadísimo de tallas de mármol blanco y negro es impresionante. Se trata de un claro ejemplo de la arquitectura rococó barroco española.

14. La Capilla Real es el lugar donde se encuentra el sepulcro de los Reyes Católicos. Es una capilla de estilo gótico preciosa situada al lateral de la catedral. En su interior hay expuestos algunos objetos y obras de la época, pero con diferencia lo que más destaca son los sepulcros de los Reyes Católicos y sus hijos Felipe el Hermoso y Juana la Loca. Me pareció incluso más interesante que la propia catedral.

15. Sierra Nevada es la guinda de este pastelito que es Granada. En inviero aquello está a reventar y por supuesto alojarse allí es para ricos, pero la Navidad entre la nieve allí es de cuento. Aunque muchos piensen que en verano pierde todo su interés, es realmente curioso ver como se preparan para el invierno, y además los paisajes siguen siendo muy bonitos! (y no hace calor por muy Agosto que sea).

Fotos de R. Fernández, Iván G, Landahlauts,  Jose Manuel mazintosh y Alejandro

Pero sin duda no hay mejor forma de disfrutarla que dejándote llevar por sus calles y perderte sin mirar el reloj. No mucha gente tiene la suerte de poder hacerlo pero es algo que no falla en ninguna ciudad. Hazlo vayas donde vayas :)

Andrea

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

         


No hay comentarios:

Publicar un comentario